Con todo respeto a los madridistas pero esto es lo que hay:
Pepe

La mano de Pepe:

Sin duda alguna las manos son el mejor retrato que uno puede obtener de una persona. Las manos reflejan no sólo lo obvio o evidente de una persona, también las manos reflejan aquello que uno intenta o quiere o ocultar, aquello de lo que uno no es consciente pero que arrastra y quizá se muera esa persona sin solucionar o saber que uno es así y que arrastra algún problema desde un pasado muy remoto.

Las manos de Pepe son desproporcionadas en su forma, mucha palma y pocos dedos. Este desequilibrio le hace ser una persona pasional y con muy poco margen a rectificar, siempre le llevará sus instintos a cometer actos de los cuales luego tendrá que arrepentirse. También observamos que la diferencia del tamaño de sus dedos de Júpiter respecto a Apolo le produce un sentimiento por destacar en cualquier aspecto de su vida, Júpiter al de mayor tamaño desequilibra la cordura y se manifiesta de una manera descarada la megalomanía y el deseo por ser aceptado cueste lo que cueste. El dedo meñique o de Mercurio se separa claramente del resto de los dedos con un nudillo muy pronunciado entre la primera y segunda falange, Mercurio es el dedo de la comunicación y ese nudillo complica la facultad de llevar al terreno intelectual lo que se desea hacer o comunicar lo que le impide saber lo que realmente desea expresar.

En cuanto a sus líneas, la que domina es la línea de los afectos o del corazón, lo que demuestra su dependencia a lo emocional, este personaje siempre estará limitado por lo que siente y con graves problemas de pensar antes que de actuar. Su línea de la cabeza comienza bien pero como vemos en la foto se va debilitando en su recorrido hasta quedarse totalmente diluida antes de la mitad de la palma, esto demuestra su debilidad de pensamiento y su poca claridad a niel mental. La Línea de la vida es casi inexistente, todo en su vida es pasión y espontaneidad, es una persona pera a sus deseos y a sus instintos lo que le hace ser una persona impredecible. Lo mejor es su línea de Saturno que es la constancia y el trabajo, fuera de esta línea lo demás es poco control y un nulo espacio al pensamiento la acción por delante a la razón.

Anuncios